El Síndrome del Último Capítulo

Hay un catel de Keep Calm para absolutamente todo.
Hay un cartel de Keep Calm para absolutamente todo.

 

Igual que hay un cartel de Keep Calm para todo, hay un síndrome para cualquier cosa que se te ocurra. Yo conocía unos cuantos, pero desde que me he aficionado a la serie Perception y a investigar cada síndrome que aparece en la serie (además de todos los “relacionados”) me estoy haciendo una experta de salón en síndromes. Tan, tan experta que ya hasta me los autodiagnostico: Me llamo Ester y tengo el Síndrome del Último Capítulo.

El síndrome del último capítulo o SUC no tiene nada que ver con el del capítulo piloto. Este síndrome que padezco se reduce a que cuando me queda poco para acabar un libro, un par de capítulos para acabar una serie…lo dejo en stand by y me paso a otra cosa. En mi mente es como “qué interesante es esta historia, oh, qué pasará ahora…” pero cuando ya va a acabar es como “bueno, pues ha estado bien” Me da igual cómo acabe, aunque a veces los finales me hayan parecido simplemente geniales. Mi erader está lleno de libros al 95% leídos y tengo varias series que solo me queda un par de capítulos por ver para acabar la temporada…y ahí están…esperando.

No es que sea una persona que generalmente deja las cosas a medias. De hecho, normalmente, todo a lo que me apunto me cuesta horrores dejarlo. Hice ballet durante 15 años y los dos últimos me los pasé intentando dejarlo. Al final tuve que dejar de ir al estudio para poder hacerlo. Me matriculé en el grado de lengua y literatura en la UNED y desde el minuto uno me disgustó bastante. Esperaba otra cosa totalmente, pero me matriculé de todo…de hecho solo me queda una de primero pendiente y tengo alguna de segundo también aprobada, pero lo estaba pasando fatal. No me gustaba y, sin embargo, me obligaba a tener que sacarla y sacarla bien solo porque me había apuntado y debía cumplir. Al final, la única manera que hubo de que la dejara es que subieran tantísimo las tasas que más que dejarla yo a ella me dejó ella a mí.

Si el síndrome del último capítulo se quedara, por tanto, en no acabar los libros y las series tampoco sería muy grave, pero el problema es que va más allá. Se extiende a todo aquello que quiero hacer, pero no tengo una “obligación” de hacerlo: cuando veo el final, cuando veo que algo funciona…pues paso a otra cosa. Miedo, insatisfacción, constante búsqueda de novedades…se le puede llamar como queráis, pero no es sano. Así que en mi plan de renovación personal ha entrado la eliminación de este síndrome. Para empezar, este fin de semana he terminado tres temporadas de series y dos libros.

Y sí, el síndrome es también lo que causó mi baja en el blog. Gente inscrita al blog, buenas estadísticas…Algo así como “anda, va bien” así que dejé de escribir…Pero como veis esto también lo he corregido.

 

Y vosotros, ¿tenéis algún síndrome que queráis compartir?

 

Un beso!!!

Foto de pinterest

Anuncios

One thought on “El Síndrome del Último Capítulo

¿Tú que opinas?

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s