Cerrado por reformas

cerrado por reformas

En verano solemos tener más tiempo. Ya sea por las vacaciones, por las jornadas intensivas o porque al menos alguna de nuestras actividades paralelas (como pueden ser los idiomas o los cursos) entra en paréntesis siempre hay más horas para el ocio. Además, los días son más largos y eso todavía da más sensación de “un montón de tiempo” para hacer todo lo que quieras.

Esto, como habréis comprobado en vuestras propias carnes, crea un bonito espejismo que nos hace pensar en todo lo que vamos a hacer en ese tiempo. Nos vamos a poner al día con un montón de cosas, vamos a pintar la casa, vamos a quedar con toda esa gente a la que nunca conseguimos ver o no todo lo que nos gustaría, vamos a hacer más ejercicio, vamos a leer todos los libros que tenemos pendientes…

Luego llega el 1 de septiembre y miramos al calendario con cara de “¿qué ha pasado?”  La realidad es que el tiempo es como un bolso: cuanto más espacio tiene más lo llenamos por lo que da igual el tamaño, siempre nos faltará espacio o, en este caso, tiempo. A este hecho, científicamente comprobado por mí, se le une el “aplastamiento” que se produce por el calor y que nos hace ir a cámara súper lenta.

En mi caso personal diré que he hecho muchas cosas, pero no todas las que quería haber hecho ni por asomo y además he descuidado otras muchas como este blog (de lo de quedar con la gente ya ni hablamos que eso siempre será asignatura pendiente para mí, me temo…perdonadme, sabéis que os quiero, pero soy así de desastre).

Respecto al blog, quiero hacer algunos cambios estéticos y organizarme un poco mejor para dejar de tener estas arrancadas de caballo y paradas de burro tan características de mi persona. Por eso, he decidido cerrar de verdad en lugar de dejarlo al abandono puro y duro: cierro por reformas un mes. El día 15 de septiembre haré la reinauguración si nada falla. No esperéis canapés que la cosa está muy mala, pero habrá material útil y divertido.

Normalmente añadiría la coletilla de que “al menos lo intentaré”  , pero he decidido repetirme cual mantra la gran gran frase de Yoda “Hazlo o no lo hagas, pero no lo intentes”. Estar totalmente convencido de que vamos a lograr algo es el primer paso para alcanzar nuestro objetivo. Obviamente el segundo, e igual de importante, es trabajar duro. ¡Vamos a ello!

¡Sed felices!

Anuncios

One thought on “Cerrado por reformas

¿Tú que opinas?

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s